jueves, 22 de febrero de 2018

Opinión: El peso específico del amor/ Federica Bosco

FICHA TÉCNICA

Título: El peso específico del amor
Autora: Federica Bosco
Editorial: Urano (Umbriel) A quien le agradezco por el ejemplar para la presente reseña
Páginas: 384
Género: Ficción, Novela
Tapa: Blanda con solapa

SINOPSIS

Francesca es editora y adicta al trabajo; es la única parte de su vida que controla y que jamás la decepciona. El resto es una acumulación de catástrofes: un novio devoto, pero también dinámico como un mueble; un jefe megalómano e ignorante llamado Mr. Big (No porque se parezca al tío bueno que se casó con Carrie Bradshaw, sino porque se apellida Bigazzi y posee un ego desmesurado), que la esclaviza con la promesa de un ascenso; una amiga;  Paola que tiene que vérselas con un exmarido acosador una madre deprimida. Para combatir el insomnio que le produce todo esto, Francesca hace pasteles hasta caer rendida… ¡y eso que los odia!

Siempre a merced de los delirios de su jefe y al estado de ánimo de autores egocéntricos y narcisistas, como el candidato al premio Strega, Leonardo Calamandrei, Francesca se enfrentara a las pruebas más absurdas en los intentos de averiguar cuál es la sutil frontera que separa en el corazón el hábito, la infelicidad y la seguridad del amor más maravilloso e imprevisible.

Opinión

EL libro nos habla de Francesca, una editora la cual su vida personal es un caos total, su madre “quien a raíz del fallecimiento de su padre” ha entrado en un estado depresivo severo, y que debido a la caótica vida de Francesca, está tiene que estar al cuidado de la hermana mayo de su mamá y quien basta decir de paso que es una patada en el hígado, su pareja Edoardo quien es el hombre que la mayoría de las mujeres desearían tener a su lado, excepto ella, ya que es un hombre devoto y siempre al pendiente de ella, pero Francesca siente que ya se ha acabado esa chispa de amor entre ellos (o bueno más bien a ella) y no obstante sus propios problemas también carga con los problemas de Paola su mejor amiga, quien está siendo acosada por su exmarido. Y para rematar con todo este circo Bigazzi, quien es su jefe y además dueño de la editorial en donde trabaja, esta encaprichado en tener un autor el cual sea galardonado con el premio Strega, y ello le hará ganar gran fama dentro del ramo editorial y posicionar su editorial dentro de las mejores en Italia, y para ello ha decidido contratar a Leonardo Calamandrei, un famoso escritor, el cual será su última carta para poder cumplir su cometido, pero no todo será miel sobre hojuelas ya que la designada para que eso se lleve a cabo será Francesca y de lograrlo obtendrá el puesto que tano ha anhelado ¿Sera Francesca capaz de lograr el objetivo?

En primera de cuentas debo de decir que este para nada es un libro romántico, sino tal como lo indica el título se refiere a cuál es el peso específico del amor en general y que conlleva este, de esta manera todos y cada uno de los personajes que aquí se encuentran tendrán que pasar por ciertas circunstancias para poder descubrirlo, y si bien como ya lo puntualice arriba, el libro está contado desde la perspectiva de Francesca, por medio de ella iremos descubriendo más de la vida de Paola, Alejandro, Edoardo, Bigazzi, Calamandrei, la mamá de Francesca y de esta misma los uales la acompañan en este trayecto para descubrir el significado del amor, amor a la pareja, amor a los padres, a los amigos y principalmente el amor propio, es un libro que sin lugar a dudas nos tocará varias fibras, aún que también he de confesar que no sentí mucha empatía con ella, ya que se victimizaba mucho, además de tener complejo de madre ya que trataba de solucionar la vida de los demás antes que su propia vida. Otro de los temas que toca y se me hizo interesante fue el del manejo de las editoriales para con sus autores, ya que en muchas ocasiones estás apuestan por el renombre de la persona y no por la calidad del escrito, a fin de cuentas para quienes compran un libro lo importante es quien lo “escribió” y no al contenido del mismo, existiendo muchos de los casos el plagio de obras literarias y desperdiciando a autores que realmente tienen talento.

Sin lugar a dudas es un libro que recomiendo, ya que la autora supo manejar a cada uno de los personajes y las situaciones  que pasaban cada uno de ellos de una forma tan realista y mostrándonos que todos somos seres humanos, cometemos errores, algunos de estos los pagamos caros, pero a pesar de las caídas que podamos tener nos tenemos que levantar y seguir adelante.